Beneficios de los probióticos: definición, función e importancia

Qué son los probióticos

Por cada célula en el cuerpo, existen 10 bacterias. La mayoría de estas bacterias son inofensivas y residen en el intestino. Tener las bacterias intestinales adecuadas está vinculado a numerosos beneficios para la salud. Los probióticos son bacterias amigables que ayudan a mantener el equilibrio natural de la microflora intestinal. Algunos beneficios de los probióticos incluyen pérdida de peso, mejor digestión, función inmunológica óptima, piel saludable y menor riesgo de enfermedades.

El tracto digestivo humano contiene alrededor de 400 tipos de bacterias probióticas. Estas reducen el crecimiento de bacterias dañinas y promueven un sistema digestivo saludable. El grupo más grande de bacterias probióticas en el intestino es la bacteria del ácido láctico. Esta bacteria llamada Lactobacillus acidophilus es la más conocida y se encuentra en el yogur con cultivos vivos. La levadura también es una sustancia probiótica.

Se ha sugerido el uso y beneficios de los probióticos para el tratamiento de problemas del estómago e intestino. No obstante, solo ciertos tipos de bacterias o levaduras (llamadas cepas) han demostrado funcionar en el tracto digestivo. Todavía debe probarse qué probióticos ya sea solos o en combinación, funcionan para tratar enfermedades. Incluso las cepas de probióticos que se ha demostrado que funcionan para una enfermedad específica, no están ampliamente disponibles.

Importancia de los probióticos y la flora intestinal

Beneficios de los probióticos: lactobacilos

La compleja comunidad de microorganismos en el intestino se llama flora intestinal. El intestino en realidad contiene cientos de diferentes tipos de microorganismos. Esto incluye bacterias, levaduras y virus. Es especialmente relevante que la gran mayoría son bacterias. La mayor parte de la flora intestinal se encuentra en el colon o intestino grueso, la última parte del tracto digestivo.

Las actividades metabólicas de la flora intestinal en realidad se parecen a las de un órgano. Por esta razón, algunos científicos se refieren a la flora intestinal como el “órgano olvidado”. La flora intestinal realiza muchas funciones que son importantes para la salud. Produce vitaminas, incluida la vitamina K y algunas de las vitaminas B. También convierte las fibras en grasas de cadena corta como butirato, propionato y acetato. Estas alimentan la pared intestinal y realizan muchas funciones metabólicas. Además, los probióticos estimulan el sistema inmunológico y regulan la integridad del intestino. Esto puede ayudar a evitar que las sustancias no deseadas se “filtren” en el cuerpo y provoquen una respuesta inmune.

Sin embargo, no todos los organismos en el intestino son amigables. Algunos son buenos, otros pueden causar daño. La flora intestinal es muy sensible a traumas o lesiones. Los estudios muestran que una flora intestinal “desequilibrada” está relacionada con numerosas enfermedades. Esto incluye obesidad, diabetes tipo 2, síndrome metabólico, enfermedad cardíaca, cáncer colorrectal, Alzheimer, depresión, entre otros. Los probióticos (y las fibras prebióticas) pueden ayudar a corregir el desequilibrio de la flora intestinal, para que este funcione de manera óptima.

Uso y beneficios de los probióticos

Muchas personas usan probióticos para prevenir la diarrea, gases y calambres causados por los antibióticos. Los antibióticos matan bacterias beneficiosas junto con las bacterias que causan enfermedades. Una disminución de las bacterias buenas, puede conducir a problemas digestivos. Tomar probióticos puede ayudar a reemplazar las bacterias benéficas perdidas y a prevenir la diarrea.

Una reducción de bacterias beneficiosas para el organismo  puede conducir a infecciones. Por ejemplo, infección vaginal por levaduras, infección del tracto urinario y síntomas relacionados con enfermedades intestinales. Los potenciales beneficios de los probióticos se ha estudiado y visto en los siguientes ámbitos:

  • Beneficios de los probióticos: flora intestinalCombatir las causas de diarrea
  • Prevenir infecciones del tracto digestivo
  • Ayudar a controlar la respuesta inmune (inflamación) como en la enfermedad inflamatoria intestinal (EII)
  • Reducir la incidencia de cáncer colorrectal, infecciones de la piel y síndrome del intestino irritable (SII)
  • Disminuir los niveles de colesterol total y LDL (colesterol malo)
  • Reducir moderadamente la presión arterial
  • Auxiliar en el tratamiento del acné, rosácea y dermatitis, así como para otros trastornos de la piel
  • Tratar el estreñimiento y el reflujo ácido
  • Prevenir el desarrollo de colitis ulcerosa, enfermedad de Crohn, infección por Helicobacter pylori, infecciones vaginales, entre otros

Tipos de probióticos

Probióticos que se encuentran naturalmente en los intestinos: Saccharomyces boulardii (levadura) y bacterias de las familias de microorganismos Lactobacillus y Bifobacterium. Fuera del cuerpo se encuentra Lactobacillus acidophilus. Este es el probiótico que se puede encontrar en algunos yogures.

Probióticos: yogurt como fuente principal de probióticosAlimentos que contienen probióticos: algunos jugos y bebidas de soya, leche fermentada y no fermentada, suero de leche, ciertos tipos de quesos blandos, miso, tempeh, kéfir, kim chi, chucrut y muchos encurtidos. Probablemente el producto alimenticio más conocido que contiene probióticos es el yogur.

Suplementos: disponibles en cápsulas, tabletas, polvos y extractos líquidos. Cada uno contiene un tipo específico de probiótico. Estos productos se puede encontrar en tiendas de alimentos naturales y naturistas, tiendas de vitaminas, entre otras. Como ejemplo, un suplemento de uso común es el acidophilus que está disponible en varios fabricantes de suplementos.

Consideraciones a tomar en cuenta sobre los probióticos

Los beneficios de los probióticos son importantes, pero los probióticos también pueden generar problemas. Por ejemplo, pueden desencadenar reacciones alérgicas. Además, pueden causar molestias estomacales leves, diarrea o flatulencias. Por otro lado, pueden provocar inflamación durante los primeros días después de comenzar a tomarlos. Sin embargo, dado que los probióticos ya existen naturalmente en el cuerpo, los alimentos y suplementos probióticos generalmente se considera seguros.

En cuanto a la efectividad, es importante tener en cuenta que a diferencia de los medicamentos, los suplementos dietéticos no son aprobados por la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA). Esto significa que los fabricantes pueden vender suplementos simplemente con “afirmaciones” de seguridad y eficacia.

Actualmente, los investigadores están indecisos sobre los posibles beneficios de los probióticos en su forma de suplementos. Algunos señalan que los suplementos de probióticos son efectivos, mientras que otros consideran que no ofrecen ningún beneficio en absoluto.

Tampoco está claro qué probióticos o combinación de estos funcionan para tratar ciertas enfermedades. A pesar de estos problemas, algunos estudios han mostrado resultados positivos. Aun así, se necesita más investigación para confirmar que son seguros y efectivos.

Se recomienda tratar el tema con un profesional de la salud como un nutricionista antes de tomar un suplemento. Los suplementos pueden interferir con los medicamentos. Si se está embarazada o en periodo de lactancia, es especialmente relevante consultar con el médico antes de tomar cualquier suplemento.

Tu opinión importaTu opinión es importante

Nuestro objetivo en Nutriconsultas es informarte y ayudarte a tomar las mejores decisiones acerca de tu alimentación y la de tus seres queridos. Hacemos un gran esfuerzo por presentar información de manera sencilla y fácil de entender. Finalmente, ayúdanos a saber si estamos haciendo bien nuestro trabajo. Califica nuestro artículo y/o deja un breve comentario.

Fuentes

Patricia Hibberd, David Shurtleff. (2016). Probiotics: In Depth. 1 de abril de 2019, de National Center for Complementary and Integrative Health Sitio web: https://nccih.nih.gov/health/probiotics/introduction.htm

NHS Choices. (2016). Probiotics. 1 de abril de 2019, de National Health Services Sitio web: https://www.nhs.uk/conditions/probiotics/

Cleveland Clinic. (2015). Probiotics. 1 de abril de 2019, de Cleveland Clinic Sitio web: https://my.clevelandclinic.org/health/drugs/14598-probiotics

Healthwise Staff. (2017). Probiotics. 1 de abril de 2019, de HealthLink BC Sitio web: https://www.healthlinkbc.ca/health-topics/tw2302spec

Kris Gunnars, BSc. (2017). Probiotics 101: A Simple Beginner’s Guide. 1 de abril de 2019, de Healthline Sitio web: https://www.healthline.com/nutrition/probiotics-101

Mary jane Brown. (2016). 8 Health Benefits of Probiotics. 1 de abril de 2019, de Healthline Sitio web: https://www.healthline.com/nutrition/8-health-benefits-of-probiotics#section9

Harvard University. (2005). Health benefits of taking probiotics. 1 de abril de 2019, de Harvard University Sitio web: https://www.health.harvard.edu/vitamins-and-supplements/health-benefits-of-taking-probiotics

¡Califica nuestro artículo!

100%
100%
¡Excelente!

Ayúdanos a mejorar. Califica nuestro artículo para que sepamos si te fue útil y es de tu agrado o bien, podamos mejorarlo para lectores futuros. ¡Gracias!

  • User Ratings (1 Votes)
    9.9

Leave A Reply